COMPAÑER@S DE TRAVESÍA

lunes, 7 de mayo de 2012

NUEVO DÍA




Abro los ojos, la luz gris plomiza de la mañana se cuela por las rendijas de la ventana. Los cierro. Me acurruco entre las sábanas y el sopor me envuelve.
Abro los ojos, el sol sigue sin brillar, el golpeteo de la lluvia pone la banda sonora  a los pensamientos agitados de mi cabeza, tienen alas, veo como salen revoloteando azorados, se golpean contra las paredes.
Cierro los ojos y espero… Sigue lloviendo, los sonidos de la calle se amortiguan, saco un pie de entre las sábanas. Hace frío.
Abro los ojos y descubro los brazos, me incorporo, me levanto, me abrazo para intentar que el calor no me abandone,  subo la persiana. El gris lo llena todo, no hay nada más. Solo gris y lluvia.

Rosa M.

19 comentarios:

  1. ... y nada de prisas, tal vez. Feliz día gris y lluvioso. Besos

    ResponderEliminar
  2. Un texto intimista, melancólico como la lluvia, pero tan sentido que se abraza al corazón. Al menos, al mío lo envolvió.
    Besos desde el suelo.

    ResponderEliminar
  3. Sólo gris y lluvia y el pensamiento que se escapa alocado, golpeando muros y ventanas, al compás del constante parloteo del agua.
    Estamos melancólicas, hoy, Rosita...
    Besos
    BB

    ResponderEliminar
  4. Rosa, prosa poética que tan bien dominas es lo que muestra este relato que juega con los sentidos, al mismo tiempo que nos hace participe de ello.

    Besoss

    ResponderEliminar
  5. Se está muy bien en la cama cuando llueve, pero es verdad que los grises de hoy serán verdor en el campo mañana.

    Un beso,

    ResponderEliminar
  6. Uhm qué bien has descrito esa sensación de sopor tan rica cuando puedes permanecer en la cama tras haber despertado, y cuando llueve y hace frío es lo que más apetece, seguir calentita escuchando el repiqueteo de la lluvia como una música acompañando tus sueños.

    Besos Rosa, desde mi mar de sentimientos.

    ResponderEliminar
  7. Los días grises de lluvia traen consigo la melancolía.
    Bonitas palabras, Rosa.

    Un besote.

    ResponderEliminar
  8. ¿Cómo lo has hecho, convertir un momento tan antipático (al menos para mi) en un despertar tan bonito?

    ResponderEliminar
  9. Un día gris y melancólico lo tiene cualquiera y encima lloviendo al meno si se pudiera ir al parque a darle de comer a las palomas...

    Un abrazo grandore Rosa :)

    ResponderEliminar
  10. Jó, un día como estos que tú cuentas, se parece muchísimo a los veintitantos días que llevamos de color gris plomizo. Me encanta la prosa que has utilizado para convertir un día lluvioso y frío, en una amalgama de los roces de nuestros sentidos.

    Muy chulo, de verdad.

    Un besote.

    ResponderEliminar
  11. Vuelvo a leerlo y compruebo lo que ya suponía: la emoción sigue latiendo.

    Besos, Rosa!

    ResponderEliminar
  12. Hay días plomizos, así de grises, así de perdidos... y a pesar de todo, en algún rincón de las sábanas, seguro que algo de calor, y algo de color, se empeña en seguir soñando arcoiris.

    Tu texto habla de la tristeza, sí, pero lo hace con mucha suavidad.

    Rosa, por supuesto puedes compartir en tu FB mi post de hoy :)

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  13. Que triste tu texto de hoy, Rosa :(
    Siempre he creído que mucho depende el estado de animo, pues a mi me encanta la lluvia y la disfruto, incluso suelo sonreír mientras llueve.
    Creo que el día se ve tan gris por que estas triste :/

    Besos y animo!

    ResponderEliminar
  14. Has expresado con este día de lluvia gris, sentimientos ocultos por la tristeza...Así que te mando un poco de sol, aunque sólo sea virtal, para alegrar tu mirada revoloteando van por el aire hasta allí...

    Besicos desde mi penúltima luna.

    ResponderEliminar
  15. Qué bien has sabido describir esas mañanas en las que uno al levantarse, mira la cama aún calentita, y casi oyes el mismo sonido de cuando abres una sandia mientras te alejas hacia la ducha. Luego avanza el día y hasta sale el sol.
    Un abrazo, Rosa.

    ResponderEliminar
  16. Muy melancólico y muy visual este micro. Se deja sentir ese día gris.

    Besitos, muchos

    ResponderEliminar
  17. Tal vez que sea que tengo la gran suerte de vivir en eterna primavera de días planos, en los que unos amanecen soleados y cálidos...o no, pero siempre termina saliendo el sol.
    Entiendo que se me pegarían las sábanas y que me resistiría a dejar la cama tanto como tú.
    Dejaste una descripción perfecta de la sensación.

    Besitos.

    ResponderEliminar
  18. Parece que los días grises se acaban...Gracias José luis, Susana, BB, Nicolás, Saudades, Yashira, MJ, Aurora, Nieves, Laura, Patricia, Ximo, Gynza, Cabopá, Miguelángel, Elysa, Enmascarado, por vuestras palabras y vuestras lecturas.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  19. Nos hacen falta días grises. También tienen su lado bueno, melancolía reflexión, manta y sofá... escribir.

    ResponderEliminar

Con tus palabras el aire se mueve y se llena de vida

SENSACIÓN EN LA TABERNA DEL CALLAO

SENSACIÓN EN LA TABERNA DEL CALLAO
Gracias Javier Merchante

HEROES EN EL PLANETA DE LOS LIBROS

HEROES EN EL PLANETA DE LOS LIBROS
Gracias Lola Sanabria

Follow by Email