COMPAÑER@S DE TRAVESÍA

miércoles, 3 de agosto de 2011

LA RANA YA NO QUIERE SER PRINCESA


En el reino de La Catedral habitaba la princesa Mar. Dedica sus días a lidiar con la dura realidad del reino...


-Uf- Decía, no puedo con tanta tristeza...


El ceño se le fruncía y solo deseaba dar paz a su corazón.


Cuando podía se escapaba a su jardín secreto. Se vestía con su traje verde de batracio y se daba un buen remojón en el estanque Sopa de Letras. Se secaba dando saltos de rama en rama. Visitando a sus amigos era feliz, les contaba cuentos a la luz de la luna y se extasiaba escuchando al bardo Sabina cantar sus coplas.
Mientras en su carita verde se le dibuja una enorme sonrisa    y se le borran las arrugas del ceño.
Tranquila y relajada después del baño y las visitas se sienta en su hamaca verde de hoja a escribir el cuento más hermoso del mundo que pueda cambiar la realidad.


Rosa M.


A  Puck. Esto es lo que pasa cuando preguntas...Con todo mi cariño.http://losjardinesdepuck.blogspot.com/

44 comentarios:

  1. Pues vivan las preguntas y los que se atreven a hacerlas provocando esta lluvia de talento disfrazado de cuento infantil. Precioso.

    ResponderEliminar
  2. Montse. Quieres preguntarme algo?
    Jeje...
    Gracias cielo.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  3. Que lindo!!!!

    Rosa: un bonito cuento.También las princesas necesitan vivir en paz.

    Un beso.

    mariarosa

    ResponderEliminar
  4. Qué suerte ser amiga tuya
    Sos tierna, atenta y generosa.
    Y ahora, además, dibujante!!!
    Esta narración es una preciosura.
    Besos para vos y para Puck, el encanto de ranita a quien va dedicado el micro.

    ResponderEliminar
  5. Mariarosa muchas gracias.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  6. Patricia eres un amor. Lo de dibujante lo dejaremos en "hago borratajos".
    Yo si tengo suerte al contar con vosotros.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  7. Muy hermoso. Seguro que le encanta.

    ResponderEliminar
  8. Sería una suerte que en el cuento de la ranita habitasen una serie de humanos con final feliz. Sería una suerte tener por amiga una ranita princesa. Sería una suerte formar parte y ser personaje en un cuento. Si sería una suerte. Un beso Rosa

    ResponderEliminar
  9. Cybr. Gracias, espero que por lo menos no se enfade conmigo, jeje.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  10. Karras, la suerte es contar con personas como tú...

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  11. Refrescante. Me parece divertido todo lo que esperamos de las ranas, y todo lo que dan de sí literariamente. Abrazos.

    ResponderEliminar
  12. Susana gracias por dejar tu comentario. Las ranitas valen mucho...

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  13. Rosa, es un cuento precioso, esa ranita con gafas es genialllll!!!!! y esas referencias sabineras... ainsss Eres un cielo!!!! Muchas graciasssssss.
    Un abrazo muy fuerte
    croack, croack

    ResponderEliminar
  14. Puck, a ti. Cuando tengas más preguntas ya sabes...Te contesto.

    Un beso cuentista desde el aire

    ResponderEliminar
  15. Gran batracio literario Puck.

    Blogsaludos

    ResponderEliminar
  16. Ene Gracias.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  17. Adivín, es que cuándo se pone el traje verde...

    Besos desde el aire.

    ResponderEliminar
  18. Una bella dedicatoria, Rosa.

    Besos para las dos.

    ResponderEliminar
  19. Mj. Por lo menos con muchísimo cariño. Gracias Maga.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  20. Sí, Rosa, buena idea, sumergirse en el mar de las palabras, paladear su roce, su aroma, removerse un poco entre ellas, masajearse, claro, poner con ello por un rato en sordina lo demás, vivir un momento esa vida, palabra solo confundida en el océano de las palabras. Bonito cuento.
    Saludos blogueros

    ResponderEliminar
  21. ¡Chulísimo, Rosa! Qué bien has pintado en dibujo y en palabras a esta rana tan encantadora que es Puck.

    Besitos a ambas.

    ResponderEliminar
  22. Jose Antonio, bienvenido y gracias por tu comentario.Vuelve cuando quieras.
    Esta bien perderse en un océano de palabras y por un momento olvidar...

    Saludos desde el aire

    ResponderEliminar
  23. Ely Gracias todo es culpa de la ranita que le preguntó al aire y este me sopló el cuento.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  24. Un cuento precioso, me encanta el mensaje; no es tan malo ser rana cuando en tu estanque tienes la felicidad.

    El dibujo es lo mas, debo suponer por la firma que eres la artista.
    El dibujo también se te da bien, cuanto talento...


    Besitos Rosa :)

    ResponderEliminar
  25. Doña M. si no conoces a Puck te la recomiendo es una ranita muy buena escribiendo.

    Lo de los borratajos es otra historia, pero agradezco mucho que te gusten.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  26. ¡Ay, qué bonito cuento para la ranita!

    Me gustó.

    Par de abrazos.

    ResponderEliminar
  27. Lola gracias. La muy atrevida me preguntó que como la imaginaba y mira el resultado...

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  28. ¡Jaja! Rosa, me ha encantado leer la palabra: BORRATAJOS. Me trae recuerdos de mi infancia :-)

    Otro besazo.

    ResponderEliminar
  29. Mj. Es que no son dibujos son borratajos, o lo intentan. Pero cariño llevan todo el del mundo.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  30. Querida Rosa,
    Te sigo leyendo fielmente, aunque comente poco. Hoy hago un extra para montar el petate en fb, pero esto de la 'wifi' fuera de casa es un rollo :(
    Seguro que muchas ranas viven mejor en su charca que las princesas en su palacio. :)
    Un abrazo y un beso ranosamente reales :)

    ResponderEliminar
  31. Eduardo te agradezco que dejes tu retiro Zen para visitarme.
    Y en cuanto a fb, Decia mi madre que no hay mayor desprecio que no hacer aprecio. Y creemé funciona.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  32. Se quedará un día la princesita Mar metida para siempre en su trajecito de rana, que le sienta bien, y con todo lo generosa que es, seguro que nos sigue contando cuentos.
    Un gran abrazo.

    ResponderEliminar
  33. Me encantó ver a la ranita-princesa Puck por aquí. La has reflejado muy bien, es un cuento delicioso, a todos nos gusta chapotear con ella en sus jardines, jaja. Y tus dibujos son simpatiquísimos, me gustó también mucho el de Patricia.
    Besos

    ResponderEliminar
  34. Julio. Puck es una ranita cuentista, si no la conoces te la recomiendo. Es buenísima.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  35. Puri. Las dos son fabulosas, gracias por pasar y leer.

    Me gusta que consideres simpáticos mis borratajos.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  36. Precisoo texto, voy a leer a tu amiga Puck que ya me jalaste la curiosidad.

    Rosa me gusto mucho etsa entrda y la imagen es divina, besos

    ResponderEliminar
  37. Mixha, no te pierdas a Puck es fantástica!!!

    Gracias por exagerar...

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  38. Que bonito cuentito te ha quedado... seguro que Puck está mas que encantado...

    Que grande eres y que lindisima con la gente que quieres... doy fé.

    Besazos guapa.

    ResponderEliminar
  39. Gala, Puck es ranita y si no la conoces no te la puedes perder...
    Y luego dices que por qué te quiero...

    Besazos desde el aire

    ResponderEliminar
  40. ¡Ah qué bonito!
    Tus palabras, simple y llanamente, entras por la piel para colarse con la sangre

    Excelentes letras

    ResponderEliminar
  41. Brenda muchísimas gracias por tu precioso comentario.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
  42. Que chulada! de micro, de dibujo y de sentimientos...

    Un besazo!

    ResponderEliminar
  43. Juanlu. Que me digas que mis borratajos son una chulada...Es increible!!! Gracias.

    Besos desde el aire mareado.

    ResponderEliminar

Con tus palabras el aire se mueve y se llena de vida

SENSACIÓN EN LA TABERNA DEL CALLAO

SENSACIÓN EN LA TABERNA DEL CALLAO
Gracias Javier Merchante

HEROES EN EL PLANETA DE LOS LIBROS

HEROES EN EL PLANETA DE LOS LIBROS
Gracias Lola Sanabria

Follow by Email